12 Actividades de Neurorrehabilitación efectivas para tratar enfermedades neurológicas

La neurorrehabilitación consiste en un conjunto de actividades y estrategias bien diseñadas y planificadas que tienen el objetivo de recuperar, compensar o enlentecer el deterioro de ciertas funciones afectadas tras daños cerebrales.

Después de cualquier lesión o alteración cerebral se dan importantes transformaciones en la vida. Aparecen cambios en el funcionamiento cognitivo, en las emociones y también a nivel físico, como puede ser en el tono muscular o en los movimientos.

Sin embargo, la neurorrehabilitación o rehabilitación neuropsicológica puede desarrollarse para mejorar distintos ámbitos del individuo. Se entrena el plano cognitivo (atención, memoria, orientación…), aspectos físicos como las actividades que trabajan los movimientos finos de las manos e incluso el mundo emocional de la persona.

No olvidemos que se procura tanto restaurar capacidades funcionales como ayudar al afectado y a su familia a afrontar la nueva situación.

¿Cuál es el objetivo de la neurorrehabilitación?

El objetivo principal de la neurorrehabilitación es reaprender habilidades que por cualquier tipo de lesión cerebral están en peligro o desarrollar el máximo potencial del paciente, procurando que pueda llevar una vida de máxima independencia y satisfacción.

Así, se van repitiendo tareas y ejercicios que son totalmente personalizados. Para eso primero se realiza una exhaustiva evaluación del paciente, descubriendo sus puntos fuertes y las cosas que le interesan y le motivan, ya que nos vamos a valer de ello para disminuirsus déficits.

Esto supone un gran trabajo, ya que hay que conocer bien al paciente para diseñar actividades que realmente trabajen sus dificultades y que correspondan a su entorno real: que faciliten que éstos puedan volver a caminar solos, volver a nadar o a realizar sus labores de jardinería.

¿Qué hacemos cuando no es posible recuperar una función?

A través de las actividades de neurorrehabilitación no sólo se entrena directamente la capacidad perdida, sino que se potencian las capacidades que están intactas.

En otros casos, el objetivo puede ser que el paciente aprenda a usar señales o dispositivos externos para minimizar sus limitaciones. Aquí es muy útil el uso de las nuevas tecnologías emergentes (Sanz Cortés y Olivares Crespo, 2013): aplicaciones que respondan a diversas necesidades, que manden recordatorios, alarmas, dispositivos de lectura por voz, etc.

¿El entrenamiento cerebral es efectivo?

Si es diseñado por un profesional basado en evidencias científicas y se adapta a las necesidades reales de la persona, sí.

Sabemos que la neurorrehabilitación es efectiva porque está demostrado que nuestro cerebro es plástico, es decir, cuando llevamos a cabo actividades de neurorrehabilitación de manera repetida, nuestras conexiones neuronales se reorganizan. Así, se crean múltiples sinapsis nuevas y se van fortaleciendo a lo largo del tiempo.

Por ejemplo, si estás aprendiendo algo de este texto y te acuerdas de él mañana o dentro de unos días, es que tu cerebro ha establecido nuevas conexiones.Así, el cerebro está en cambio continuo según cómo lo entrenemos.

No obstante, la plasticidad tiene ciertos límites y su magnitud depende de la edad o la lesión, pero nunca se pierde.

12 Actividades de Neurorrehabilitación

Antes que nada, debes saber que una actividad suele trabajar varias capacidades simultáneamente. De hecho, es casi imposible trabajar la atención, memoria o funciones ejecutivas aisladamente.

La neurorrehabilitación depende mucho de los déficits existentes y del diagnóstico de la persona. Sin embargo, aquí se incluyen las que más se usan, ya que es frecuente que se den alteraciones en la atención y/o en la memoria.

Debes saber que existen muchas variantes y que se puede entrenar una misma función de múltiples formas y con distintos formatos.

Por ejemplo, NeuronUP tiene una gran variedad de actividades informatizadas que trabajan más de 40 áreas del paciente.

Si quieres hacerte una idea de cómo son las actividades de neurorrehabilitación, aquí se enuncian las más conocidas, aunque las variantes son infinitas:

  1. Buscar parejas de cartas que se ocultan

Un ejemplo es la actividad de emparejamiento de cartas de NeuronUP que trabaja la atención, percepción y memoria a corto plazo:

cartas

  1. Invasión de topos, o repetir un orden marcado

Otra actividad que trabaja la atención sostenida y la memoria es “invasión de topos”, donde el paciente tiene que recordar primero en qué orden salen los topos y posteriormente reproducirlo, pero a la inversa.

topos

  1. Pulsar en objetos que aparecen de manera repentina

El paciente debe estar concentrado en la pantalla, ya que van a aparecer estímulos repentinos e impredecibles y debe pulsar en ellos en cuanto los perciba.

Es una actividad que trabaja tanto la velocidad de procesamiento como la atención focalizada o sostenida, que significa mantener la atención durante un tiempo prolongado en la misma tarea.

  1. Dar una respuesta ante la escucha del estímulo clave

Algo parecido que entrena también la atención sostenida sería presentar una serie de sonidos por vía auditiva, siendo la meta dar un golpe en la mesa cuando escuche el número, palabra o sonido clave.

  1. Separar los insectos

Un ejemplo para trabajar la atención sostenida en NeuronUP es la actividad “Separa los bichos”, muy útil en niños con Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad:

bichos

El objetivo es dejar pasar a un lado los escarabajos y mantener en el otro lado a las mariquitas. Así, la atención debe estar centrada continuamente en los movimientos de los insectos cuando se acerquen a la pared, para mover la puerta arriba o abajo.

  1. Tachado de figuras, números o letras

Una actividad muy utilizada consiste en un cuadro lleno de elementos que pueden ser figuras o números diferentes. El objetivo es señalar o tachar cierta figura o número. Sirve para trabajar la atención selectiva, que consiste en la habilidad para centrarnos en algo en concreto ignorando otros estímulos.

NeuronUP posee esta tarea, entre otras muchas. Como podemos ver, hay que seleccionar una letra clave dentro de un grupo de letras (en este caso la letra“Q”):

letraQ

Foto de un usuario de la Fundación SASM utilizando NeuronUP

También se puede entrenar la atención selectiva mediante la búsqueda de palabras en sopas de letras o ubicaciones en un mapa.

  1. Tachado de figuras cambiando el objetivo cada cierto tiempo

Si transformamos la tarea, cambiando cada 15 segundos (dependiendo del paciente) el elemento que se debe tachar, estaríamos trabajando la atención alternante. Es la capacidad de cambiar nuestro foco de atención de una tarea a otra.

          8. Tapping

Consiste en dar golpecitos sucesivos con un dedo en una superficie mientras se realiza otra tarea, como leer un texto.

Esta actividad es perfecta para entrenar la ejecución dual. Por ejemplo cuando conducimos y hablamos al mismo tiempo, consideramos que la atención está puesta en una única tarea (hablar), y conducir se realiza de manera automática. Por ejemplo los conductores novatos no hablan, como mucho alternan la atención entre la conducción y la charla.

  1. Preguntas sobre tu vida, utilizando fotos u objetos personales

Muy común en el Alzheimer, es hacer preguntas a los pacientes como “¿Dónde estudiaste?”, “¿Cómo fue el día de tu boda?”, “¿Quiénes son tus hermanos?, etc. O valerse de objetos o fotografías antiguas y pedir que expresen sus recuerdos.

Sirve para mejorar la memoria autobiográfica, que se refiere a hechos personales del pasado. Las actividades van a depender de la vida de cada uno y para entrenarla se necesita información fiable sobre el pasado de los pacientes.

  1. Pasos para hacer una receta, pagar las facturas o darse una ducha

La memoria no declarativa o procedimental es la que involucra movimientos y acciones que hemos aprendido y hacemos de forma automática. Como escribir, montar en bicicleta, tocar un instrumento, cocinar cierto plato, etc.

La memoria procedimental es algo automático, muy difícil de explicar si se quiere hacer consciente. Montamos en bicicleta sin saber cómo lo haces. La memoria  procedimental se trabajaría haciendo la acción en sí y consiguiendo que se automatice.

Una tarea previa para conseguir la memoria procedimental puede ser pedir a los pacientes que te indiquen todos los pasos que seguirían para hacer una receta, darse una ducha o alguna tarea doméstica.

También pueden utilizarse objetos para practicar antiguas destrezas como hacer punto, coser un botón, atornillar algo, hacer nudos en una cuerda, tocar una pandereta, etc. O incluso con el propio cuerpo: silbar, chasquear los dedos, hacer cierto gesto, imitar un sonido…

Al mismo tiempo algunas de estas tareas pueden mejorar las praxias y las funciones ejecutivas.

  1. Formar palabras

Como vemos en la imagen, el paciente debe seleccionar cada letra en el orden correspondiente para construir la palabra.

burbujas

Es útil para el lenguaje y la memoria semántica, que almacena el conocimiento general y los conceptos que hemos aprendido durante nuestra vida. Trabaja además la memoria de trabajo (pruebas en tu mente diferentes combinaciones hasta dar con la palabra).

Se puede trabajar además con actividades como:

  • Explicarnos qué significa una palabra.
  • Presentar una serie de frases sobre definiciones, teniendo la persona que decir cuál es verdadera y cual es falsa.
  • Describirnos para qué sirven ciertos objetos.
  • Nombrar cosas que podemos encontrar en cierto entorno (como una farmacia).

Son útiles también las tareas que involucran conceptos sinónimos y antónimos, preguntas sobre personajes famosos o lugares conocidos, recuerdo de refranes populares, etc.

  1. Coloca tu compra

NeuronUP dispone de una actividad de la vida diaria denominada “coloca tu compra”, donde el paciente puede entrenar varias áreas cognitivas con diferentes grados de dificultad. Este ejercicio consiste en colocar los objetos de la compra en su lugar correspondiente.

cocina

Las actividades de la vida diaria son aquellas actividades que aumentan la independencia de la persona y su adaptación al entorno. Por ejemplo, abrocharse los botones, hacer la compra, peinarse, etc.

También la neurorrehabilitación puede centrarse en ámbitos como la velocidad del procesamiento, habilidades visoespaciales, cognición social, flexibilidad, etc. Como dijimos, en este mundo tan complejo como es la mente ¡las posibilidades son infinitas!

Referencias

New Zealand Guidelines Group (NZGG). (2006). Traumatic Brain Injury: Diagnosis, Acute Management and Rehabilitation. Evidence-based best practice guideline. Recuperadode: http://www.neuro-reha.com/wp-content/uploads/2013/01/guideline_tbi.pdf

Cortés, Ana Sanz, and María Eugenia Olivares Crespo. (2013). REHABILITACIÓN NEUROPSICOLÓGICA EN PACIENTES CON TUMORES CEREBRALES. Psicooncología 9, 2/3: 317-337.

Estévez-González A., García-Sánchez C., Junqué C. (1997). La atención: una compleja función cerebral. REV. NEUROL.; 25 (148): 1989-1997.

García Sevilla, J. (2010). Estimulación cognitiva de la memoria. Recuperado el 27 de Septiembre de 2016, de Universidad de Murcia: http://ocw.um.es/cc.-de-la-salud/estimulacion-cognitiva/material-de-clase-1/tema-6-texto.pdf

 

Artículo escrito por Lifeder, revista online de Psicología, desarrollo personal, superación y motivación: http://www.lifeder.com/

Related Post

Deja un comentario

Nombre *
Correo electrónico *
Web