La red de apoyo en los trastornos del neurodesarrollo

La importancia de la red de apoyo en los trastornos del neurodesarrollo


Toda espera está llena de ilusión y más si de un bebé se trata. Cuando llega un hijo con trastorno del neurodesarrollo, impacta a la familia al completo, sea esta parental o monoparental, funcional o disfuncional, del tipo que sea, teniendo que pasar por un duelo inevitablemente. Si analizamos el día a día de ese núcleo que es la familia, se confirma la idea de lo que se espera de ella, formar para la sociedad un ciudadano que contribuya al bienestar, desarrollo y mejora personal y de todos, para un bien común. El poder lograrlo sin duda, requiere de una red de apoyo que ayude a cumplir con el propósito de conformar un sujeto competente y capaz de lograr cualquier tipo de mejora personal y colectiva colaborando de manera activa.

La trascendencia del estilo de vida

La exigencia de la cotidianeidad nos obliga a adoptar estilos de vida que llegan a ser destructivos en pequeña o gran escala, a corto, mediano o largo plazo, en aspectos como la alimentación, el ambiente y la relación con todo el que nos rodea. La comida rápida es deliciosa, su presentación llamativa, y es fácil adquirirla y consumirla, lo que la convierte en una predilección para la gran mayoría. Muchas madres de familia trabajadoras se sienten menos culpables permitiendo y fomentando este tipo de alimentación en sus pequeños, resultando cada vez más difícil poder dejarla por la adicción que genera, y si alguno de sus pequeños vive con peculiaridades sensitivas asociadas al gusto y no acepta otra cosa que no sea “Nuggets” o leche (que parece inofensiva), los padres o cuidadores le alimentarán sólo con eso.

El estilo de vida que construimos inconscientemente generalmente va en contra de la naturaleza, primero del propio niño, siguiendo con el ambiente que nos rodea. Es decir, no sólo no tenemos tiempo para motivarle y enseñarle a sembrar una planta y convertir la batalla de cuidar que no se coma la tierra en una oportunidad para conocer la etapa de desarrollo por la que está transitando, sino que preferimos usar esencias manufacturadas como paliativos para inducir el sueño, mantener el ambiente libre de olores desagradables o comprar chucherías que los entretengan.

La necesidad de adaptación y de una red de apoyo

Los seres humanos poseemos un equipo cerebral dotado de todo un kit encargado de realizar acciones complejas que funciona antes de nacer. El ambiente familiar provee a cada pequeño un sinnúmero de claves sociales que le permiten adaptarse, aprender, relacionarse y continuar con su aprendizaje. Las personas con algún trastorno del neurodesarrollo, específicamente autismo, cuentan con un kit que funciona de manera diferente por lo que el ambiente tiene que echar mano de algunos recursos para lograr lo que de manera natural se espera.

Las exigentes demandas de la sociedad actual

La lucha por encajar en una sociedad altamente demandante y cambiante con estándares líquidos es interminable y llega a ser desgastador, dejando a su vez una sensación de frustración. Esta volatilidad arruina el esfuerzo de las personas que viven con algún trastorno del neurodesarrollo, poniendo al borde del colapso a sus familias.

La importancia de la red de apoyo

De ahí la necesidad de generar una red de apoyo que ofrezca información básica y confiable sobre la importancia de una adecuada alimentación rica en nutrientes que aporte beneficios sustanciales, de las ganancias al interactuar con la naturaleza usando las manos para su cuidado, preservación y transformación y, sobre todo, brindar espacios y estrategias que promuevan la relación con apoyo mutuo, es decir, descubrir lo que la persona que vive con algún trastorno nos enseña y aporta, como esos momentos de paz al estar consigo mismo y que, dadas las circunstancias actuales, la sociedad normotípica necesita en algún momento.

Quien vive con algún trastorno nos regala esa red de apoyo natural sin pedirlo, sólo está allí, a nuestra disposición, porque nadie ha dicho que nuestro estilo de vida es el correcto, ya que, si lo fuera, los índices de enfermedad por estrés, suicidios, alcoholismo, drogadicción, etc., estarían a la baja.

La sociedad espera que seamos competentes en todo. Idea que forma un círculo vicioso en las familias, por ejemplo, el estrés cotidiano de una persona que cuida a cada integrante de su familia ocupándose del bienestar físico, emocional y social, y deja de centrarse en quién es quién, lo que siente y piensa naturalmente cada ser, dando paso a lo que debería ser, decir, pensar y hacer, tratando de seguir hasta alcanzar el modelo de ciudadano eficaz. Esto resulta estresante al cien por cien, y conviene recordar que todo niño vive a través de las emociones de los padres.

La adaptación al medio es importante. Para quien vive con algún trastorno del neurodesarrollo quizá no lo sea tanto. La familia anhela ser incluida y para lograrlo, formar parte de una red de apoyo le ayudará a gestionar las complicaciones que cada objetivo conlleva.

Las dificultades asociadas al mercado laboral

Pareciera que categorizar es indispensable para el funcionamiento de todo grupo, así las personas se clasifican en capaces e incapaces. Unos son quienes determinan la forma en que el mundo debe moverse y los otros, se encargan de que se mueva. Es por eso que cada vez es más difícil incluir en el campo laboral de manera exitosa a personas con alguna condición pues las oportunidades están ligadas a las capacidades, habilidades y esfuerzos. Aquí es donde, nuestros sueños como padres, se tornan imposibles y la red de apoyo deberá contener la desmoralización paterna.

Recursos para alcanzar los objetivos esperados

Historias sociales, anticipadores con pictogramas, agendas y cronogramas son recursos que facilitan flexibilizar el pensamiento (funciones ejecutivas) y lograr que acepten probar otros alimentos, incluso comer paletas heladas que adormezcan un poco la cavidad bucal para hacerles degustar alimentos nuevos y, sobre todo, nutritivos. Es difícil “maquillar” comida hecha en casa para que luzca como la que compramos en el súper u otros establecimientos y que la acepten debido a la respuesta híper-reactiva, no obstante, vale la pena intentarlo.

Hagamos una alianza con la naturaleza, validemos lo natural de la naturaleza usando hojas de lechuga que inducen el sueño, (quizá haciendo infusiones para tomar un baño), la lavanda, el romero o la canela son excelentes aromatizadores y el agua, un recurso invaluable para jugar y a su vez, la mejor oportunidad para compartir saberes.

¿Qué es la red de de apoyo?

Grupo de personas que comparten un mismo fin, con organización flexible, consistente, sustentable y disponible, capaz de sostener la emocionalidad de cada integrante. Es una comunidad viva que conoce las características de la condición que la une y comparte experiencias con intención de guiar y colaborar para mejorar la calidad de vida de sus integrantes. Porque ese debería ser el objetivo supremo para todos.

Los padres cuyo hijo vive con algún trastorno se sienten frecuentemente solos, incomprendidos, juzgados, señalados y excluidos por la sociedad dominante (neurotípica). La recomendación es buscar esta red de apoyo, y si no existe, formar una que aporte fortaleza, calidez, respeto e inclusión.

El bienestar de los integrantes

El bienestar es absolutamente subjetivo. Para la persona que vive con algún trastorno del neurodesarrollo como el autismo, puede significar extender en el tiempo la satisfacción que le genera poner en fila los juguetes, mantener el orden de sus objetos favoritos, ver n cantidad de veces una película, oler el cabello de las personas y un largo etc. El bienestar también podría relacionarse con comer chocolates y alimentos que les alteran o pasar la mayoría del tiempo en su habitación leyendo historietas.

Para los cuidadores, el bienestar suele estar relacionado con llevar una vida lo más cercana a la “normalidad” debido a la incertidumbre que supone el deseo de que su hijo estará bien aun cuando ellos ya no estén. Así pues, son ellos quienes tienen que empezar a tejer los hilos para conformar esta red de apoyo seguidos de los hermanos, primos o vecinos. Toda red de apoyo es responsable de actualizar información sobre la condición que la conforma, luchar por sus derechos, acompañarles en sus obligaciones y trabajar por conseguir oportunidades laborales.

La red de apoyo como fuente de desarrollo y mejora personal 

El desarrollo integral para cualquier ser humano abarca el aspecto emocional, físico, familiar, social, intelectual y financiero. Para quienes viven con algún trastorno del neurodesarrollo resulta evidente la dependencia, en gran medida, de la red de apoyo con la que cuenten para alcanzar este desarrollo y en otra medida, sus propias capacidades.

La familia debe procurar la autonomía de sus integrantes en los aspectos mencionados para que alcancen el desarrollo al que todos tenemos derecho. Así es como se inicia toda red de apoyo.

Quizás en este momento te preguntes… y las personas que requieren ayuda muy notable, ¿podrán alcanzar el desarrollo del que se habla? La respuesta es sí. Se requiere un trabajo gigantesco, colaborativo, que empiece en el interior de cada célula y se extienda en su totalidad. De esta manera es posible visualizar una mejora personal que genere un impacto en el contexto al que pertenece empezando por la propia red de apoyo. No todos estamos llamados a ser ingenieros, arquitectos o abogados, pero sí a ser exitosos dentro de las posibilidades de cada individuo.

Conclusiones

Todas las condiciones en su propio núcleo son exactamente las mismas. Simplemente aparecen en sus diferentes manifestaciones de acuerdo con peculiaridades precisas en su campo personal. La frecuencia del afecto, compromiso y acompañamiento que ofrece toda red de apoyo logra avances importantes.

Observa a tu hijo, descífralo, encuentra su talento, así te conectas con su ser y beneficias a todos que a su vez se nutren. Todos aprendemos de todos. Potencia nuevos proyectos, acelera el control de sus propias instrucciones personales a través del Mindfulness.

Alinéate más profundamente con los principios de la naturaleza frente a la disputa, el antagonismo y la dificultad de lo común. Donde las cosas no estén funcionando, provoca los cambios que sean necesarios. Encuentra la fuerza, la resistencia y la paciencia para conformar una red de apoyo cuando sea una opción.

Referencias

Lafuente, A. (coord.). (2020). Cómo autocuidar(nos). http://laaventuradeaprender.intef.es/documents/10184/127257/Guia+Autocuidarnos.pdg/9e81972a-589b-451f-b496-599d6d6da015

Bauman, Zygmunt. (2004).  Modernidad líquida. https://catedraepistemologia.files.wordpress.com/2009/05/modernidad-liquida.pdf

Si te ha gustado esta entrada sobre la importancia de la red de apoyo en los trastornos del neurodesarrollo, quizá te puedan interesar estas publicaciones de NeuronUP:

Trastornos del neurodesarrollo y su impacto en las funciones cognitivas

Trastornos del neurodesarrollo: concepto, tipos y tratamiento

El neurodesarrollo: trastornos, comorbilidad y neuropsicología infantil

El autismo y la realidad de las personas con trastorno del espectro autista

El síndrome de Asperger: qué es, áreas, características y neuropsicología

El inmenso reto que conlleva vivir una vida con autismo

Autismo y cerebro: causas neurobiológicas del autismo

Summary
La importancia de la red de apoyo en los trastornos del neurodesarrollo
Article Name
La importancia de la red de apoyo en los trastornos del neurodesarrollo
Description
Irma nos cuenta cómo de importante es contar con una red de apoyo en familias donde un miembro padece un trastorno del neurodesarrollo.
Author
Publisher Name
NeuronUP
Publisher Logo

Deja una respuesta

Nombre *
Correo electrónico *
Web